Tras el parto y la cuarentena, las mamás precisan retornar poco a poco a su estado físico anterior al embarazo y, aunque la naturaleza ya se encarga de ello, siempre podemos comenzar alguna actividad que nos permita salir de casa, compartir descubrimientos con otras madres, recuperar un buen estado físico, etc.. Son ideales en este periodo las practicas  en las que ella y su bebe participen juntos. El yoga es una actividad muy adecuada para ambos y especialmente recomendada en este periodo.

 

Los beneficios que pueden obtener las mamás y los bebés de la práctica del yoga son múltiples y en ámbitos variados:

Psicológicamente ayuda a que la adaptación a la nueva situación familiar sea suave y tranquilo, fomenta el vínculo y la comunicación entre el bebe y la madre. Además, practicar en un grupo con otras madres y bebés favorece una relación nutritiva para todos los participantes que encuentran en el contexto de la clase un momento donde contrastar y comunicar con otras madres los cambios propios y a veces sorpresivos del proceso que están viviendo.

Físicamente para la madre los beneficios del yoga son sobradamente conocidos: elasticidad, fortaleza, equilibrio, regulación orgánica, relajación…….y para el bebé la estimulación psicomotriz y el descubrimiento de su propio cuerpo de la mano de su madre.

 

El yoga es de las mejores opciones para las mujeres y los bebés tras el parto. Se puede comenzar desde los dos meses en adelante si no existen complicaciones médicas que lo desaconsejen.

 

Anímate a probar. Es un regalo para ti y tu bebe.

0 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*