Trabajo para pies y pantorrillas

Es especialmente en verano cuando disponemos de tiempo para  largas paseatas por la naturaleza cuando podemos ser propensos a lesionarnos en las piernas, los pies o los tobillos. Esto es debido a la falta de costumbre y a que el terreno en la naturaleza es irregular, contrariamente de en la ciudad o en casa. Además pasamos mucho tiempo descalzos, o con chanclas. Esto exige adaptabilidad a los pies, pudiendo dar lugar a lesiones que nos “nublen” el soleado y luminoso descanso estival. Episodios de tendinitis, fascitis, esguinces, etc. pueden estar acechando tras la siguiente duna si no estamos atentos y debidamente preparados.

En este vídeo te proponemos una forma fácil de preparar tus piernas antes de ir a caminar o incluso para cuando acabes de hacerlo.

En cualquier caso, pasees o no, esta es una estupenda y sencilla rutina para tus pies y tobillos. Puedes elegir alguna de las propuestas o hacer la secuencia entera. Tú eliges lo que te va bien.

En porvenir 14 tenemos el empeño de hacer accesible a las personas que se acercan a conocernos herramientas y metodologías con las cuales poder tener la posibilidad de entendernos corporalmente mejor.  Abrir espacios de comprensión y comunicación interna nos facilita empoderarnos de nuestro cuerpo y sus posibilidades funcionales. Como resultado nos conocemos mejor y confiamos más en nuestro cuerpo y sus posibilidades, lo que sin duda aumenta exponencialmente nuestra capacidad de mantenernos en equilibrio. Nuestra filosofía es que cada persona tiene las capacidades necesarias para responsabilizarse de sí misma y mantener un grado óptimo de salud. A esto es a lo que nos dedicamos y por lo que trabajamos.

En este vídeo podrás encontrar algunas ideas sobre cómo conseguir preparar y recuperar la zona de pantorrillas, tobillos y pies. Tendrás la posibilidad de experimentar la movilidad y fuerza de tus piernas. Una oportunidad de poder reajustar su funcionalidad  ofreciendo movilidad a las cápsulas articulares, flexibilidad al pie y estiramiento a la musculatura de la zona.

Y por supuesto, aprovecha el agua fría para mantener tu circulación fluyendo alegre.

Esperamos que os sea útil y lo podáis practicar y disfrutar en la intimidad de vuestros hogares.

0 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*