En esta realidad todo esta expuesto a un nacimiento y una muerte. Desde la efímera existencia de una pompa de jabón hasta la larga vida de una estrella, todos los fenómenos están en continúa expansión y contracción. Hasta el universo mismo no escapa de esta realidad, late.  Este ciclo de nacimiento, desarrollo y muerte es eterno ya que nada desaparece, sólo se transforma. Lo que era noche muere para convertirse en día, el invierno languidece en la primavera para transformarse en verano, etc. TODO, esta sujeto a ese movimiento.

La respiración es un maravilloso ejemplo de todo ello. Desde nuestra llegada a la vida, con cada ciclo respiratorio nos acercamos al momento de la extinción pero a su vez, cada ciclo respiratorio  es en sí mismo un nacimiento y una muerte. Es a través de cada respiración que nos reafirmamos como seres individuales en esta existencia. Cada inhalación crea el yo y cada exhalación tiende a la disolución de ese ego. Es porque hay adentro que hay afuera, es porque hay “lo demás” que hay un yo y aquí es donde comienza el juego polar que genera el movimiento que experimentamos y vivimos como la realidad. Pero………… ¿es realmente esto lo que sucede?

 

En los caminos de sabiduría ancestrales tales como el yoga, es conocido desde siempre que a través de las técnicas de manejo y control de la respiración podemos asomarnos a una realidad diferente y escapar de la dualidad de esta realidad tal y como se nos aparece para llegar a la unidad de la realidad tal cual ES.  Una realidad en la cual los fenómenos no suceden con independencia de quien los contempla, sino que el observador y lo observado son la misma cosa y surgen en el mismo momento de forma rotundamente interdependiente.

Este conocimiento milenario, además de por las personas que de una forma u otra lo practican, se va viendo corroborado por los avances en el terreno de la física de partículas  como se demuestra en experimentos como el de la doble ranura e incluso genera corrientes de investigación como puede ser el biocentrismo con su teoría del todo. Esta teoria creada por el doctor Robert Lanza postula que son la vida y la biología el centro de la realidad y que es la vída la que crea el universo y no al revés. Los que como yo nos dedicamos al movimiento sabemos que es la función la que genera el órgano, o lo que es lo mismo: “si no muevo mi rodilla ,por ejemplo, esta no tiene ninguna utilidad y por tanto desaparecerá y con ella su funcionalidad”.

 

En porvenir 14, hemos diseñado 3 talleres específicos acerca de la respiración.

El primero llamado FUNDAMENTOS en donde se explora el aspecto anatómico y las posibilidades y variedades respiratorias que nuestro cuerpo nos brinda, así como la relación entre el movimiento y la respiración. Vemos como podemos utilizar la respiración para facilitar un movimiento determinado, o como esta nos ayuda para dar estabilidad a una zona corporal  con objeto de no dañarnos en el movimiento. También estudiamos diferentes tipos de respiración presivas, no presivas e hipopresivas, que son y cuando utilizarlas.

PREPRANAYAMA  es el nombre del segundo taller el cual versa sobre la teoría y técnicas que ayudan a preparar el organismo para la práctica del Pranayama. El objeto de este taller es el de introducimos con suavidad en aspectos teóricos y experimentales de la técnica yóguica del control y manejo del prana o energía vital.

El tercer taller es PRANAYAMA, y en él ya se practican las técnicas de Pranayama incluyendo las retenciones o kumbakas. Este taller se lleva a cabo siempre en la naturaleza para evitar contaminantes ambientales y favorecer la práctica.

 

la foto 5

la foto 3

la foto 5

0 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*